Versión web

Diseño

Viviendo con gran estilo en un departamento de 75 metros cuadrados

Colorido y funcional, este departamento de vacaciones fue remodelado por el equipo de Colombo and Serboli Architecture para una familia que vive en California.

INTERIORISMO: Colombo and Serboli Architecture (CaSA)

Situado en el barrio en boga de Born, en Barcelona, este departamento ocupa el último piso de un edificio de estilo Art Nouveau. Diseñado por los miembros de Colombo and Serboli Architecture, el proyecto empezó después de una catástrofe. La dueña –quien es una interiorista originaria de la ciudad catalana pero que vive en California con su esposo y sus dos hijos– había decidido diseñar los espacios y trabajar solamente con un contratista para llevar a cabo la renovación. Una vez el proyecto casi terminado, una explosión quemó todo el departamento.

Un año después, la familia decidió empezar una nueva remodelación pero esta vez a distancia y con el apoyo del equipo de Colombo and Serboli Architecture. Debido a las circunstancias, el proyecto tenía que hacerse con un pequeño presupuesto además de aprovechar lo más posible las instalaciones y la organización de los espacios existentes.

departamento pequeno en barcelona para una familia de california

Tantos los dueños como los arquitectos quisieron preservar los elementos históricos como los techos altos, los detalles decorativos, los pisos, las ventanas y las puertas, rescatándolos y resaltándolos lo más posible.

El desafío consistió en crear algo diferente para proponer una interpretación nueva de los espacios sin mover las paredes. Extendido en una superficie de 75 metros cuadrados, este departamento de vacaciones cuenta con un área central con una cocina abierta, un comedor y una sala, así como dos dormitorios depurados y sencillos y una sala de baño.

un pequeno departamento de 75 metros cuadrados para una joven familia en barcelona

Los arquitectos decidieron concebir la cocina-comedor como un bloque color terracota mientras que las paredes claras en la sala contribuyen a maximizar la luz. Los techos fueron pintados con varias tonalidades: borgoña en la sala y verde azulado oscuro en los cuartos. En el suelo, las baldosas con distintos motivos y colores añaden otros toques audaces. Varias piezas de mobiliario fueron hechas a la medida y otras son de marcas famosas como los taburetes Edge 30 de HAY y el sofá Landscape de Kettal.

Gracias a una alta dosis de perseverancia y de creatividad, este departamento barcelonés ya se volvió el refugio de la familia cuando quiere escaparse de California y aprovechar de España.

hogares pequenos pero con un gran diseno de interiores

¡Suscríbete a nuestro newsletter! Recibe en tu correo las últimas noticias de diseño, arquitectura, arte, cultura y viajes